Carlos de Tomás

Entrevista al escritor Carlos de Tomás

Escritor extremeño, castellano de adopción, de pluma poética y metáfora oscura, nos sorprende con su último libro: La confesión del Libio, publicado exclusivamente en ebook por Editorial Amarante. Carlos de Tomás, se distancia de sus anteriores textos, para adentrarse en el comportamiento y la mente de un, muy peculiar, escritor de novelas negras. Esta vez, deja la escena madrileña para desarrollar la acción en una capital de provincia castellana, tal vez Salamanca aunque haya cambiado los nombres de los lugares que aparecen en la novela. Se ha dicho de La confesión del Libio, que “… desde la crisis del 2008, se plantea un cambio de modelo, fundamentalmente estético. Esa es la puerta de esperanza que nos ofrece La confesión del LibioCarlos de Tomás, desde el despiece psicológico del protagonista nos describe una sociedad provinciana con todas las bondades y las miserias de estos últimos tiempos que nos tocan vivir; y añade una trama bien construida, que nos mantiene en vilo hasta el final.”


Pregunta: Háblenos de su última novela; nos gusta que el autor ofrezca una breve exposición de su trabajo, distinto de la aséptica sinopsis. ¿Existe algún elemento que la distinga especialmente de su anterior obra?

Respuesta: La confesión del libio, no es una novela tan alejada de las anteriores, como he leído en algunas reseñas y blogs, por el contrario, podría ser un compendio de impresiones y pensamientos que estaban por aflorar; aunque sí lo hicieran en alguno de mis últimos relatos. Se trata de contraponer dos estados de ánimo y dos estados antagónicos de afrontar la vida. Una época de la vida en la que el protagonista no es consciente de la verdadera realidad que lo rodea, y otra época posterior en la que toma conciencia de la realidad por los acontecimientos que le harán cambiar. Además, el protagonista se enfrenta a otro personaje que lo único que desea es aprovechar su situación para ver cumplida una meta. Como esquema de planteamiento estético, incluso simbólico, tiene un paralelismo evidente con la situación social antes de la crisis económica y durante la crisis. Antes de la recesión hay un crecimiento desmesurado del ego, para después, cuando las consecuencias son inevitables, poner los pies en la tierra y darnos cuenta que en realidad casi todo era pura fantasía.


P: ¿Cómo ve el panorama literario actual, en especial el español?

R: Bien, en época de crisis es cuando en este país aflora la creatividad con más fuerza. Solo hace falta recordar el Siglo de Oro, la Generación del 98, la del 27, el boom de los setenta, etc. En esas épocas estábamos sumidos también en una marea de porquería política y económica; igual que ahora.


P: ¿Qué le motivó a publicar de manera exclusiva en formato e-book o digital?

R: No lo hago exclusivamente en ebook, La confesión del Libio saldrá en un futuro en formato impreso, como ha ocurrido con Café Bramante, novedad esta primavera como libro impreso aunque sea una novela del 2010. El ebook se está imponiendo y es un canal para que los autores minoritarios lleguemos a más lugares.


P: ¿Es usuario de libros electrónicos o acaba de descubrirlos a raíz de publicar ebooks con Editorial Amarante?

R: Hace tiempo que leo en mi pequeño e-Reader, no quiero decir que haya desterrado los libros en papel, pero me resulta comodísimo la tinta electrónica, y mucho más barato; aunque tienen que bajar más los precios.


P: Ante la situación de crecimiento, al parecer abrumador, del libro electrónico ¿Cómo es para usted el futuro cercano en el mundo editorial, y en especial la situación de los escritores?

R: El futuro lo veo, aunque pueda estar equivocado, con tres actores principales: autor, editor y plataforma digital. Creo que desaparecerán imprentas, distribuidoras y libreros; sobre todo libreros. Quedarán librerías que no se parecerán en nada a las actuales, las pocas tiendas que sobrevivan venderán: libros antiguos, ediciones especiales, regalos, aparatos electrónicos de lectura, etc. Las plataformas digitales de distribución ebook publicarán directamente al autor o a editoriales digitales. La editorial digital será el filtro de calidad, lo que dará valor añadido al libro, y el canal de promoción de autor y obra literaria.


P: Editorial Amarante publica sin DRM y a precios ajustados. ¿Tiene miedo de la piratería, o piensa que todas las aguas serán conducidas a un cauce lógico y satisfactorio para la mayoría de usuarios?

R: No me preocupa, piratería habrá siempre. Hace poco leía en un periódico que la película más pirateada es Avatar, por contra su productora es la que más beneficios ha obtenido en la historia del cine. Hay personas en el planeta que si no fuera por la piratería no tendrían acceso a la cultura por falta de medios. Seguramente, como ya he dicho, bajarán aún más los precios del libro electrónico, es absurdo que un producto que tiene escaso valor añadido siga costando una media de 12€ para las novedades de editoriales mediáticas. Eso cambiará. El lector no es tonto.


P: Si no es ningún secreto ¿en qué está trabajando ahora?

R: En la biografía de un salmantino del S.XIX, un hombre peculiar que vivió en Madrid durante La Restauración, muy conectado con Sagasta, Tomás Bretón, y otros personajes no tan egregios que tuvieron su importancia en el periodo. Espero terminarla el próximo año, aunque, como siempre, tengo varios frentes abiertos que me llevan mucho tiempo y eso lo ralentiza.


P: Y para concluir, cítenos tres libros favoritos y háblenos de un autor que le haya marcado especialmente.

R: Son muchos los libros favoritos, pero para ser acorde con mi última novela La confesión del Libio, cito El pasadizo de Vladimir Makanin como obra cumbre que recorre en si misma toda la estética milenarista y antecesora de la literatura actual; desde el ciberpunk, la literatura del día después a la catástrofe, los vampiros o la literatura oscura.

Gracias por comentar