Carlota Josefina Bérard

Monterrey (México), 1979

Autora de “Greta Legris”, “Blanco” y “Jardín cerrado” (en Editorial Amarante), es doctora en Filosofía en Arte Moderno y Contemporáneo por la Universidad de Exeter (Inglaterra), ha desarrollado su labor profesional en el mundo del arte y la cultura tanto en Suiza como en Reino Unido. Ha residido en España y en la actualidad lo hace en Austria.

Obras publicadas

Carlota Josefina Bérard

Greta Legris

La protagonista, una mujer de treinta y tres años, escribe en forma de diario durante el otoño, estación del año, según la teoría humoral de Galeno, asociada con la melancolía. La historia comienza un quince de octubre, del dos mil doce; el año lo omite la protagonista y no sabemos el porqué, pero podemos intuirlo por la mención del teléfono móvil y del Postmodernismo (época que parece haberse ya quedado atrás) y por la descripción que hace la protagonista sobre el amor, del que cree en peligro de extinción en el presente siglo. Un acontecimiento en su vida le obliga a escribir en un movimiento de vaivén no solo de la edad adulta, también sobre su niñez y juventud. La novela ofrece una gran carga simbólica (quedando los arcanos del tarot solapados en los significantes) y su narración se desarrolla como si fuera el espejo de la arquitectura de un edificio, las distintas plantas o niveles de un hotel llamado Melancolía. Una historia de amor en la que Greta Legris brilla a pesar de su tristeza.


Blanco

Editorial Amarante presenta «Blanco» segunda obra de la escritora mexicana Carlota Josefina Bérard, e ilustrada con las acuarelas que la propia autora ha creado para este libro.

Esta breve narración, poesía en verso libre o tal vez cuento, sucede solo en una noche, en una noche blanca, durante una tormenta de nieve…
Vemos al color blanco como el protagonista de la historia: blanco en la nieve, blanco en el talco, blanco en la pureza de un niño, blanco en la leche, blanco en las flores, blanco en el día que sucede la historia, Día de la Candelaria, blanco en ese invierno y hasta blanco en la luz de una vela; no hay que olvidar que la palabra blanco etimológicamente significa brillar, quemar.
La narración fluye tal y como lo hiciera una tormenta de nieve, libre, sin esquemas ni restricciones; capítulos y divisiones no existen, hay espacios en blanco en la páginas que evocan al color blanco, a su presencia, a su respiro, a su esencia en el texto y a su silencio también…
Otro protagonista de la historia es un niño, Winter Von Baden, su nombre contiene un doble sentido: Winter, que significa invierno y Von Baden, el apellido de su difunto padre; ambos hacen referencia a esa noche de invierno, a la nevazón, y a la cabaña de la Selva Negra muy cerca de Baden-Baden. «
Blanco» es una continuación de la novela breve «Greta Legris», la que finaliza con un tren de vapor que está por detenerse en alguna estación de la Selva Negra; Greta hereda ahí una cabaña de su difunto esposo donde decide irse a vivir… «
Blanco», una pequeña obra, completamente independiente; el lector no necesita haber leído «Greta Legris» para poder comprenderla. Pues donde Greta Legris fue sobre lo gris, «Blanco» es sobre lo blanco… Y mientras en «Greta Legris» reinaba la melancolía en otoño, entre otros aspectos, en «Blanco» reina la pureza en invierno, la inocencia, y todo el amor y la paz que estas conllevan.
«Blanco» es la segunda parte de una trilogía, el siguiente color, queda por revelarse…


Jardín cerrado

Novela corta, la tercera de una saga; cuatro estaciones del año, cuatro colores. Ahora el relato sucede en primavera y el color verde se desliza en la historia para abrir las puertas de un jardín, de un jardín cerrado…
Flores, amor, misterio, sueños, libros y más flores se entrelazan para hacernos vivir una despedida… Y el verano llega.

Artículos en Acalanda TV y Magazine