Cuando fallece un trovador que toca el corazón, nada sigue igual

Gracias por comentar

A %d blogueros les gusta esto: