Que siga la fiesta

Desde que tengo uso de razón he pensado siempre que aquí, en esta España nuestra, no da tiempo a que termine una fiesta para que empiece otra. Si no es festividad nacional, lo es autonómica, provincial o local, pero siempre hay una fecha que celebrar.