Agenda Cultural Isamar Cabeza Literatura Pintura Poesía Redactores

Sevilla se prepara para homenajear a uno de sus poetas más ilustres

A los 150 años de la muerte del poeta, su ciudad natal le recuerda, le eterniza, le corona con el laurel y la gloria que las grandes plumas merecen.

A los 150 años de la muerte del poeta, su ciudad natal le recuerda, le eterniza, le corona con el laurel y la gloria que las grandes plumas merecen.

Podrá nublarse el sol eternamente;
Podrá secarse en un instante el mar;
Podrá romperse el eje de la tierra
Como un débil cristal.
¡todo sucederá! Podrá la muerte
Cubrirme con su fúnebre crespón;
Pero jamás en mí podrá apagarse
La llama de tu amor.

De sus rimas y leyendas nace su figura, el poeta post-romántico, el enamorado del amor, el utópico y apasionado poeta sevillano. Bécquer, Gustavo Adolfo, el de los infortunios, el de las flaquezas de cuerpo, el de espíritu atormentado, creador de leyendas fantasmagóricas capaces de provocarnos hondos suspiros y de ponernos los pelos como escarpias.

Este recién estrenado año, 2020, se cumplen 150 años de su muerte que ocurrió en Madrid a la temprana edad de 34 años. La noticia del homenaje no se percibe como un hecho aislado en la capital hispalense, pues nunca deja de ser recordada su figura y su legado, ni por las autoridades ni por la ciudadanía que a modo particular preparan actos que rinden culto a sus obras. Por poner un ejemplo debo referirme al acto que ocurrió el día 20 del pasado mes de diciembre de 2019 en el convento de Santa Inés de Sevilla, en el cual se dio lectura a la leyenda de Maese Pérez el organista.

El convento no fue elegido al azar, sino con toda la intención y con el favor de las monjas de clausura que lo habitan que cedieron el espacio y el órgano para celebrar dicho tributo. Fue allí donde al poeta le surgió la leyenda inspirada en el prodigioso maese organista, fue allí por tanto donde voces de ciudadanos cargados de voluntad y admiración hacia nuestro ilustre, se convirtieron en protagonistas de la escalofriante leyenda que culmina con unos minutos de música de órgano que nos hizo retroceder en el tiempo, hasta el mismísimo día en que maese Pérez dio por terminada su repertorio musical de manera admirable y escalofriante.

Durante este año no solo el ciudadano de a pie se podrá involucrar por su cuenta en este homenaje, sino que desde el organismo oficial de la provincia, efectuaran un sinfín de actividades para rememorar la figura del poeta y también la de su hermano Valeriano que murió a los 36 años de edad en septiembre de 1870, mientras Gustavo lo hizo meses más tarde, concretamente el 22 de diciembre.

Un justo y merecido homenaje por parte de la ciudad que lo vio nacer, un justo y merecido reconocimiento por esas letras que han conformado himnos al amor y leyendas misteriosas que perduran en el tiempo a través de los siglos, indudablemente por el alto valor artístico que sus formas y su contenido aportan a la literatura de nuestro país, traspasando cualquier límite territorial y espacial.

Rima LXXIV

Las ropas desceñidas,
desnudas las espaldas,
en el dintel de oro de la puerta
dos ángeles velaban.

Me aproximé a los hierros
que defienden la entrada,
y de las dobles rejas en el fondo
la vi confusa y blanca.

La vi como la imagen
que en leve ensueño pasa,
como rayo de luz tenue y difuso
que entre tinieblas nada.

Me sentí de un ardiente
deseo llena el alma;
como atrae un abismo, aquel misterio
hacia sí me arrastraba.

Mas ¡ay! que, de los ángeles,
parecían decirme las miradas:
«¡El umbral de esta puerta
sólo Dios lo traspasa!»

Noticias en la prensa:

Isamar Cabeza

Disfruta con las obras de Isamar Cabeza

0 comments on “Sevilla se prepara para homenajear a uno de sus poetas más ilustres

Gracias por comentar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: