¡Ay!, tengo una pena.

Por lo que, aunque haya penas más grandes, podemos quejarnos por esto; pero al quejarnos por esto, debemos pensar que hay penas más grandes que esta.

Por todo eso

Es momento de sentirse querido y de querer, y la mejor manera de decir te quiero ahora mismo es quedarse en casa en la medida de lo posible.

No soy una, soy todas

Lo peor no será tener que someterse al juicio de la gente, la cual habrá puesto el medidor en diferente altura según en lo que se te haya venido midiendo hasta ese momento y según lo que hayas hecho para salir de ello.

La dificultad mayor será salir a flote y mantenerse.

Cuando un café se convierte en caricia

Hubiese dado todo lo posible para no haberos conocido nunca, pero de haberlo hecho, me alegro de que fuerais vosotros. Seguid haciendo lo que hacéis, pero sobre todo de esa manera.

Se buscan personas imperfectas

En temas de lo más variopintos ocurre que, cuando alguien entusiasmada nos cuenta su nueva faceta, sospechamos. Levantamos la ceja de la desconfianza y parece que no la bajamos hasta que la sustituimos por la de placer que nos otorga la razón que nosotros mismos nos hemos concedido.

Por qué hacemos Acalanda Magazine

Con el viento en contra, sin publicidad institucional y sin suscripciones de pago, Acalanda Magazine sigue apostando por contenidos culturales de calidad, libres y accesibles. ¿Qué nos mueve a seguir adelante?